Introducción a los Detectores de Metal

Introducción a los Detectores de Metal

Introducción a los detectores de metales

Las medidas preventivas y gestión de cuerpo extraño han llegado a ser cada vez más importante en la industria alimenticia, cambiando los requisitos de las normas alimenticias e incrementa la sensibilidad del público a productos contaminados y defectuosos. En la era de los medios, retirar productos pueden significar mucho más que las pérdidas económicas, y en el peor de los casos pueden dañar la imagen de la empresa en su conjunto. 

Pero ¿Qué son exactamente los cuerpos extraños?

En la producción de alimentos, Hay numerosas fuentes de contaminación por metales y ni siquiera los controles más estrictos pueden prevenir incidencias ocasionales en las que pequeñas piezas metálicas o de algún otro material se introduce en los productos destinados al consumo, por lo general son algunos de los objetos que se enlistan a continuación:

  •          Personales: Botones Metálicos, bolígrafos, joyas, monedas, llaves, horquillas para el cabello, alfileres, clips para papel. 
  • Materias primas: Entre los ejemplos más frecuentes se hallan las etiquetas metálicas y los perdigones en la carne, el alambre en el trigo.
  • Material de mantenimiento: Destornilladores y otras herramientas similares, virutas metálicas y restos de soldadura (procedentes de reparaciones), restos de hilo de cobre (procedentes de reparaciones eléctricas).
  • Proceso en la planta: Existe peligro de contaminación siempre que un producto se manipula o se somete a un proceso. Los trituradores, agitadores, mezcladores y sistemas de transporte pueden actuar como fuentes de contaminación por metales

Lo cuales causan posibles daños por ejemplo lesiones en la boca, garganta, esófago y tracto gastrointestinal. Es cierto que estos no son automáticamente un riesgo para la salud del consumidor, pero de acuerdo con los reglamentos comunes e higiene de los alimentos, estos cuerpos extraños se clasifican como una “influencia negativa en la forma de daño nauseabundo”, que posiblemente puede dar lugar a una retirada del producto generando merma para la empresa.

En las empresas de Europa en la industria alimenticia están obligados a aplicar un procedimiento permanente basado en los principios del HACCP. El artículo 5 del Reglamento (CE) No. 852/2004, del Parlamento Europeo y del Consejo sobre la higiene de los alimentos gobierna el análisis de riesgos y la determinación de los puntos de control críticos (PCC) de los pasos del proceso. Estas directrices se refieren a los requisitos europeos legales como un criterio importante en la detección de metal. Estas notas proporcionan información de antecedentes. Tenga en cuenta los requisitos específicos de la legislación y de los clientes de su país

Recomendación sobre las modalidades de aplicación de los requisitos de IFS en relación con la prevención y la detección de cuerpos extraños

Más que nunca, tanto los legisladores de cada país y consumidores esperan los más alto niveles de seguridad y la mejor calidad posible de los alimentos. Esto requiere que todo el sistema de producción (Incluida la producción, el envasado, almacenamiento y transporte) a monitorear sea diligentemente y consistente. Las normas de alimentos, productos y servicios internacionales tienen por objetivo garantizar la conformidad de un producto y por lo tanto la conformidad de la calidad del producto. 2.1 HACCP Reglamento (CE) No. 852/2004 exige que cada operador de empresa alimenticia que intervienen en la preparación de productos primarios y procesos asociados al procesamiento y la venta de alimentos deben establecer, implementar y mantener un procedimiento basado en los principios del HACCP (Análisis de Riesgo y Puntos Críticos de Control).

 Los siete principios del HACCP son:

ATREYUS Maquinaria FI
ATREYUS Maquinaria FI
ATREYUS Maquinaria FI
ATREYUS Maquinaria FI
ATREYUS Maquinaria FI
ATREYUS Maquinaria FI
ATREYUS Maquinaria FI

1.  Llevar a cabo un análisis de riesgos 

2. Determinar los puntos críticos de control (PCC)

3. Establecer límites críticos

4.Establecer procedimientos de vigilancia para cada PCC 

5. Establecer acciones correctivas

6.Establecer procedimientos de verificación

7.Documentación y mantenimiento de registros

Uno de los objetivos de HACCP es proteger la salud de los consumidores evitando contaminaciones de cuerpos extraños. En este caso, es conveniente comprobar los productos o los productos envasados, poco antes de su embalaje si esto tiene ventajas en relación con la capacidad de detectar cuerpos extraños (sobre la base del análisis de peligros). Además, puede ser conveniente utilizar un Detector de Metales  antes de cada paso del proceso, que podría romper los cuerpos extraños de mayor tamaño en la medida que estas partes ya no pudieron detectarse más adelante en el proceso. Además de evitar la contaminación de cuerpo extraño, la industria alimenticia también tiene como objetivo producir productos seguros y de gran calidad para el consumidor. 

Los 7 principios HACCP han demostrado tener éxito en la implementación de los requisitos para la prevención y eliminación de cuerpos extraños. Sobre la base de este enfoque estructurado se identifican posibles puntos de peligro y registran mejor, y medidas para reducir o evitar estos riesgos se pueden tomar antes. Los principios se explicarán con mayor detalle en nuestro próximo BLOG.

Atreyus Maquinaria-línea de producción, Detectores de Metal

Deja una respuesta